Hoy he sacado la cabeza de la madriguera para poder estar un ratito con todos vosotros…. Hace mucho tiempo que no escribo, por varios motivos, aunque afortunadamente ninguno malo. Entre el trabajo y el master y el proyecto del master no me queda tiempo para nada…. además hace cuestión de mes y medio que me he puesto a dieta más o menos estricta e intento pasar poco por la cocina porque es mi perdición….. Que os voy a contar que no sepais vosotros.

Eso sí, deciros que he sido tía de nuevo…. otro candidato para hacerle galletas de todo tipo, pizzas, hamburguesas, …. Estoy absolutamente encantada.

Y parece bastante contradictorio que si os digo que estoy a dieta y que paso poco por la cocina la primera receta después de mi ausencia sea un contundente brownie de chocolate….. pero tiene su explicación, el 9 de Marzo fue mi cumpleaños, y para celebrarlo me di un estupendo homenaje, que terminó en este espectacular postre….

Hace ya mucho tiempo que tengo esta receta de brownie, que me pasó mi hermana María, y desde que la probé decidí que este era el auténtico, no queda esponjoso, sino consistente y con un sabor a chocolate negro delicioso…. ideal para acompañar con un poco de helado o unas natillas suaves, pero siempre algo ligero..

No me voy a enrollar más, entre otras cosas porque tengo el tiempo justo… Daros las gracias por estar siempre ahí…..

Ingredientes (Brownie para 12 personas):

– 200 grs de azúcar.
– 2 cucharaditas de postre de azúcar vainillado.
– 3 huevos.
– 200 grs de mantequilla
– 80 grs de harina.
– 200 grs. chocolate negro 70%
– 100 grs de nueces.

Encendemos el horno a 180 grados.

En un cazo ponemos la mantequilla y el chocolate troceado y derretimos a fuego suave hasta obtener una crema.

Retiramos del fuego y dejamos enfriar.

En un bol ponemos los huevos con los dos tipos de azúcares y batimos bien.


Cuando la mezcla esté bien batida añadimos la harina y volvemos a batir.


Una vez esté todo bien mezclado añadimos la mezcla del cazo y volvemos a batir.

Por último añadimos las nueces y mezclamos con una cuchara o espátula.


Untamos un molde con mantequilla y harina.
Vertemos la masa en él.

Al horno a 180º 20 minutos.

Una vez saquemos el brownie del horno nos falta el paso más importante, al que yo por cierto no pude hacerle fotos porque tuve un percance…. os explico.

Antes de sacarlo del horno llenad el fregadero o una tina con agua bien fría. En el momento de sacar el brownie meteis el molde en el fregadero o la tina como si lo estuvieseis poniendo al baño maría…. así se cortará la cocción del todo y nos quedará esa textura fundente tan característica del brownie ….. OJO: NUNCA MOJEIS EL BROWNIE
OJO2: No hagais el brownie en un molde desmontable, como decidí hacer yo… porque cuando lo pongais al baño maría en agua fría le entrará agua…. menos mal que me di cuenta a tiempo y lo salvé…….

El brownie suele servirse espolvoreado con azúcar glas y acompañado de un helado o crema suave. Lamento que las fotos no le hagan justicia…. de verdad que es algo que todos debemos permitirnos en algún momento…. totalmente recomendado para amantes del chocolate.

Besitos y feliz semana santa!!!

Pin It on Pinterest

Share This